Odontología mínimamente invasiva

A diferencia de la odontología convencional, la odontología mínimamente invasiva, no se trata únicamente de “perforar y rellenar”. Abarca tres componentes principales:

  • La alimentación en la prevención.

  • La higiene dental en la prevención

  • Restauraciones y cirugía mínimamente invasivas

La odontología minimamente invasia está basada en el respeto, en preservar y cuidar los tejidos óseos, periodontales y dentarios de nuestros pacientes, utilizando los procedimientos más conservadores. Además este concepto esta íntimamente ligado a la prevención y al diagnóstico precoz.

Los nuevos métodos minimamente invasivos para el diagnóstico y el tratamiento de las enfermedades bucodenales está aumentado al mismo tiempo que aumenta el número se pacientes que buscan tratamientos que no resulten agresivos para sus dientes.

Esta nueva forma de entender la odontología puede ser aplicada en el tratamiento de:

  • Enfermedad periodontal
  • Caries
  • Desgaste oclusal
  • Rehabilitación con implantes y cirugía guiada.

Esta visión renovadora de la odontología, el paciente tiene un gran protagonismo, ya que asume el compromiso de mejorar tanto la salud buco dental como su estado de salud general.

 

Dentro de esta práctica conservadora, utilizamos las incrustaciones como método alternativo a las obturaciones ante: Caries, desgaste oclusal, empastes filtrados y dientes parcialmente fracturados.